Información

Para qué sirve la cadena alimenticia

A lo largo de nuestra vida escuchamos hablar de muchos logros de la ciencia, escuchamos hablar de las leyes físicas que rigen el mundo, de las leyes naturales que imperan en la naturaleza.

Anuncios

En un mundo donde las certezas científicas están cambiando la forma cómo interpretamos e interactuamos con el mundo, el papel de los hechos biológicos es trascendental. Entre ellos, sabemos de selección natural, de evolución, genética. Sin embargo, existen conocimientos fundamentales que no debemos obviar, es el caso de la cadena alimenticia.

Para qué sirve la cadena alimenticia

Cuál es la utilidad de la cadena alimenticia

Acostumbrados a vivir en un mundo de artefactos que facilitan la vida, no sería extraño que alguien se preguntara: ¿para qué sirve la cadena alimentaria? Pues bien, la cadena alimenticia va más allá de un producto para la vida cotidiana del hombre contemporáneo: la cadena de la alimentación preserva la vida en el planeta.

Anuncios

Todos, absolutamente todos los seres vivos dependen de energía para sobrevivir. A la forma cómo se obtiene y se transfiere dicha energía, se le llama cadena alimenticia y sirve para preservar la vida en la tierra. Sobrevivir, preservarse, estas son las fuerzas que hacen funcionar la maquinaria de la vida.

Como ya mencionábamos, la cadena alimenticia es el vehículo que permite existir a todo ser viviente. A su vez, es importante que exista una gran variedad de especies porque esa diversidad ofrece mayores posibilidades de supervivencia para todos, así como ecosistemas variados. Y en materia de ecosistemas, nadie más dependiente que el ser humano.

Sin la biodiversidad que garantizan los procesos tróficos, el hombre no dispondría de los recursos que le permiten sostener su sofisticado estilo de vida. Entendamos pues, que no existe nada más importante para la vida como su capacidad para transformarse y así preservarse.

Por lo tanto, la cadena alimenticia sirve para que todas las especies puedan seguir existiendo.

Anuncios
COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía